domingo, 18 de marzo de 2012

La Guerra de las Galaxias


En las últimas dos semanas he visionado de nuevo todas las películas de la “Guerra de las galaxias” y, sin duda alguna, de todas las obras de Ciencia-Ficción llevadas al cine y que he podido disfrutar, “Star wars” es de las mejores obras creadas. La saga ideada por George Lucas comprende seis episodios inolvidables que marcaron un hito desde la primera vez que aparecieron en las pantallas. Repasemos todas las películas que la componen.
Los tres primeros episodios que aparecieron en el tiempo son los tres últimos en la historia. A saber:
Episodio IV: “La guerra de las Galaxias. Una nueva esperanza” (A New Hope) estrenada el 25 de Mayo de 1977.
Episodio V: “El Imperio contraataca” (The Empire Strikes Back) del 21 de Mayo de 1980.
Episodio VI: “El retorno del Jedi” (Return of the Jedi), estrenada el 25 de Mayo de 1983.

Nadie olvida estas tres primeras películas, con una realización y efectos especiales increíbles para la época. Aparece Luke Skywalker, como un joven que vive en un planeta desértico y que se ve destinado a luchar contra el Imperio que oprime a todos los planetas de la galaxia. Conocemos a Obi-wan Kenobi, el gran maestro Jedi, y al maestro Yoda, un ser pequeño y verdecillo cuya sabiduría es conocida en toda la Galaxia. Pero también están Han Solo, protagonizado por un joven Harrison Ford, y Chewaka, seguramente de los personajes más famosos de la saga. La princesa Leia, objeto de deseo de Han Solo, cierra el abanico de personajes “buenos” que luchan contra el Imperio.
Por otro lado, perteneciente al lado oscuro, sin duda alguna el más conocido y el más seguido es Darth Vader. Un personaje entre siniestro y misterioso que, a las órdenes del emperador, aspira a controlar el universo y aplastar a los rebeldes que se han rebelado contra el poder dictatorial del Imperio. Pero, ¿quién es en realidad Darth Vader? Para saberlo, hay que situarse en los tres episodios siguientes que, aunque son posteriores en el tiempo, dan un salto atrás en la historia:

Episodio I: “La amenaza fantasma” (The Phantom Menace) estrenada el 19 de Mayo de 1999.
Episodio II: “El ataque de los clones” (Attack of the clones) estrenada el 16 de Mayo de 2002.
Episodio III: “La venganza de los Sith” (Revenge of the sith) estrenada el 19 de mayo de 2005.
Estos tres episodios comienzan con la llegada de la senadora Padmé, representante del planeta Naboo, y el maestro Jedi Qui-Gong Jinn con su jovencísimo Padawan (aprendiz) Obi-wan Kenobi, al planeta Tatooine. Allí, conocen a un niño que vive como esclavo junto a su madre. Este joven es un portento fabricando y arreglando cosas, además de ser un genial piloto de naves. Se llama Anakin Skywalker, y es crucial conocer su vida para entender muchas cosas que ocurren en “Star Wars”. Anakin tiene un don y el maestro Jedi Qui-Gong Jinn lo sabe. Consigue llevárselo para adiestrarlo como Jedi, atendiendo a una posible profecía que dice que el joven Anakin podría traer el equilibrio a la “Fuerza”. Pero Skywalker tiene miedo de perder a su madre, tiene miedo y el miedo lleva a la ira.
Qui-Gong muere y Obi-Wan Kenobi se hace cargo del adiestramiento del Padawan. Pero, a diferencia de otros Jedi, Anakin posee demasiado poder y éste empieza a cegarlo.
Hay que tener en cuenta el contexto sociopolítico. La galaxia se regula a través de una república democrática que está siendo saboteada por nadie sabe quién, aunque las sospechas van encaminadas hacia un colectivo de personas influenciadas por el lado oscuro de la fuerza: los Sith.
Mientras avanzan tanto el segundo episodio como el tercero, Anakin Skywalker se va envileciendo, manipulado por el Canciller de la galaxia, un misterioso personaje que esconde un gran secreto. Skywalker se enamora de Padmé y los dos van a tener un hijo. Pero él sueña que Padmé muere y el miedo a perderla va acercándolo cada vez más al lado oscuro. En el tercer episodio, Anakin Skywalker sucumbe a la ira y al dolor y se ve atraído por el mal. Abandona a los Jedi y pasa a llamarse Darth Vader.

La Ciencia-Ficción tiene la capacidad de contarte, en escenarios futuristas e imaginarios, historias que enlazan muy bien con temas que siguen interesando hoy en día: el poder, las conspiraciones, la lucha del bien y el mal, el amor, el odio, el honor…
“Star Wars” también nos regala, además de un elenco de personajes muy bueno, unas figuras que mezclan el misticismo y la caballerosidad, los Jedi. Se trata de una orden que se basa en principios budistas como el desapego, pero que tiene dominio de las artes de combate, sobre todo a la ahora de utilizar sus famosas “espadas láser”. Se convierte en una visión moderna y fantasiosa, a mi parecer, de los samuráis.
Creo que por ahora es mejor terminar aquí la entrada, a la espera de seguir escribiendo sobre esta obra maestra.

“QUE LA FUERZA OS ACOMPAÑE” ( MAY THE FORCE BE WITH YOU)

2 comentarios:

  1. Yo las volví a ver todas juntas en verano y me parecieron incluso mejores que como las recordaba.

    ResponderEliminar
  2. Obras maestras, desde luego. ¡Muchas gracias por el comentario!

    ResponderEliminar