miércoles, 30 de noviembre de 2011

MÁS DURA SERÁ LA CAÍDA


Aunque no estoy muy familiarizado con el mundo del boxeo, he de decir que en el baúl del séptimo arte encontramos auténticas joyas alrededor de este deporte. Una de estas geniales películas es “Más dura será la caída”, dirigida por Mark Robson y protagonizada, entre otros, por Humphrey Bogart.

En un mundo cruel y competitivo, aparece un boxeador argentino apodado “Toro Moreno”. Acompañado por su entrenador, “Toro Moreno” es un gigante de cerca de dos metros totalmente inútil para la pelea. Un hombre de negocios un tanto turbios y sin escrúpulos, ve la posibilidad de hacer mucho dinero encumbrando al argentino. Necesitará dos cosas: sobornar a boxeadores rivales y contar con un periodista que genere una leyenda alrededor de púgil. El periodista en cuestión será Eddie (Bogart) un antiguo reportero deportivo que se ha visto sin trabajo tras el cierre de su periódico. Hastiado de la vida, totalmente quemado, Eddie acepta el empleo y se pone a trabajar para convertir a “Toro Moreno” en el próximo boxeador que dispute una final de los pesos pesados.

Explotados por sus representantes, abucheados y vilipendiados por unos espectadores ávidos de sangre, los boxeadores de la película se convierten en víctimas de un circo romano en el que, de todo el dinero que se mueve, ven más bien poco.

“Toro Moreno” se dirige hacia una final en la que todos, menos él mismo, saben que perderá.
Sólo cabe esperar que Eddie cambie de opinión, remordido y angustiado por su conciencia. ¿Qué ocurrirá?

No hay comentarios:

Publicar un comentario